Los presupuestos generales del estado, no la Seguridad Social, deben soportar las bonificaciones al emprendimiento

Noticia publicada abril 30, 2018

La situación delicada de la caja de la Seguridad Social hace inviable el gasto que suponen los incentivos a la generación de autoempleo.

Desde UPTA entendemos que estas políticas, en particular las denominadas tarifas planas de cotización,  tienen que soportarse desde el Servicio Público de Empleo, está claro que este debe ser el organismo que cubra los incentivos y bonificaciones. Así quedó establecido en la Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo, aunque se dió un plazo al Gobierno de cuatro años, periodo excesivamente largo teniendo en cuenta las necesidades urgentes de la Seguridad Social

La Seguridad Social, a través del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA), apenas recaudará 11.500 millones de euros anuales y por el contrario soportará un gasto de pensiones algo superior a los 17.700 millones de euros este año, es decir un déficit de más de 6.000 millones.

Para Eduardo Abad, presidente de UPTA, esta situación es la que se debe corregir con más celeridad, por ello pide a los grupos parlamentarios que tomen este asunto con la prioridad debida.

“Sólo podemos garantizar el sistema a través de la eficiencia económica del mismo y para ello los partidos que apoyaran los presupuestos generales del Estado tendrán que hacer posible el cambio en la estructuración del presupuesto presentado”.

Además, Abad recuerda el compromiso que han alcanzado las formaciones políticas en transformar el informe de la subcomisión del RETA en una proposición de Ley que permita modernizar nuestro sistema en aspectos tan importantes como la cotización por ingresos reales, la inclusión de medidas para incorporar a la economía real a las actividades económicas que están en la economía sumergida, que permita al sistema recaudar más de 5000 millones de euros al año y con ello garantizar la estabilidad y viabilidad del actual sistema.